Filtro
Filtro

Capítulos


Casos clínicos

Edad (rango)

Tipos de intervención


Limpiar

ENFERMEDADES INFLAMATÓRIAS CORIORRETINIANAS - Causas No Infecciosas

Oftalmia Simpática

El oftalmia simpática (SO) es un panuveitis necrotizante difusa, granulomatosa, mediada por células T en un ojo (ojo simpatizante), secundaria a una cirugía o a un traumatismo en el otro ojo, con un periodo de latencia variable.

Esta enfermedad representa el 2% de todos los casos de uveítis. Su incidencia es estimada en más del 0,5%  de los ojos con traumatismo no quirúrgico y en 1/10000 de los casos después de cirugía intraocular. El periodo de latencia puede ser sólo de 5 días o hasta 50 años. En el 80% de los casos ocurre entre 3 semanas y 3 meses y en el 90% ocurre 1 año después del traumatismo.

La oftalmia simpática  está asociada  a la encarcelación o prolapso traumático de...

El oftalmia simpática (SO) es un panuveitis necrotizante difusa, granulomatosa, mediada por células T en un ojo (ojo simpatizante), secundaria a una cirugía o a un traumatismo en el otro ojo, con un periodo de latencia variable.

Esta enfermedad representa el 2% de todos los casos de uveítis. Su incidencia es estimada en más del 0,5%  de los ojos con traumatismo no quirúrgico y en 1/10000 de los casos después de cirugía intraocular. El periodo de latencia puede ser sólo de 5 días o hasta 50 años. En el 80% de los casos ocurre entre 3 semanas y 3 meses y en el 90% ocurre 1 año después del traumatismo.

La oftalmia simpática  está asociada  a la encarcelación o prolapso traumático de tejido uveal.  Esto parece causar una hipersensibilidad retrasada para antígenos secuestrados, localizados en el epitelio pigmentario de la retina o en melanocitos uveales. Algunos tipos de HLA (HLA-DR4, -DRw53 y DQw3) están, con más frecuencia, en pacientes que desarrollan oftalmia simpática.

Los pacientes se presentan con quejas de disminución de agudeza visual y fotofobia.

Se caracteriza clínicamente por una panuveitis bilateral asimétrica, con una mayor inflamación en el ojo traumatizado, Los hallazgos en el segmento anterior incluyen precipitados queráticos, “flare”, células, espesamiento de iris  y sinequias posteriores. La presión intraocular puede estar elevada (inflamación de la red trabecular) o baja (cierre del cuerpo ciliar). El examen de fondo ocular muestra vitrítis, lesiones múltiples coroideas blanco-amarillentas (nódulos de Dalen-Fuchs – células epitelioides localizadas entre la membrana de Bruch y el EPR), que pueden ser confluentes. Puede ocurrir desprendimiento exudativo de retina.

La angiografia con fluoresceína puede mostrar múltiples áreas de hiperfluorescencia que traducen la fuga en el EPR. Esta hiperfluorescencia persiste en las fases tardías y corresponden también a áreas de desprendimiento seroso del EPR. Los nódulos de Dallen-Fuchs son hipofluorescentes en las fases iniciales, quedando hiperfluorescentes en las fases tardías. La ultrasonografia puede mostrar espesamiento de coroides.

El curso de la panuveitis es crónico, con agudizaciones frecuentes. Cuando el traumatismo está asociado a pierda de visión, la enucleación debe considerarse en las dos primeras semanas después del traumatismo. El ojo debe preservarse si existe una función visual razonable.

Las complicaciones de la oftalmia simpática incluyen catarata, edema macular cistoide, neovascularización de coroides y atrofia óptica.

El diagnostico es bueno si el tratamiento es agresivo y oportuno. Aproximadamente el 60 % de los pacientes alcanzan una agudeza visual final de 20/40.

[Leer mais] [Leer menos]
Casos clínicos